NUEVA YORK — Cuando el dominicano Luis Severino se abotone su camisa de los Yankees y haga el primer pitcheo en el Yankee Stadium el martes en el Juego de Comodines contra los Mellizos, será la primera presentación en postemporada de su carrera en cualquier nivel, un reto que ha puesto a temblar a lanzadores bastante más experimentados que el derecho de 23 años.

Sin embargo, Severino dijo que está confiado y relajado de cara al duelo contra Minnesota. Para sus compañeros, su elección para el trascendental encuentro no es ninguna sorpresa, visto como el tirador ha silenciado a las toleterías contrarias toda la temporada. Es el tipo de presentación que están esperando los Yankees ahora que todo depende de ganar el martes.

“Ha sido un pitcher dominante. Ataca a los bateadores, siempre se pone en buenos conteos”, dijo Aaron Judge. “Cada vez que volteo a ver la pizarra, siempre está 0-1, 0-2. No se pone detrás de muchos rivales. Cuando tienes su arsenal y además te pones por delante en la cuenta, van a pasar cosas buenas. Es un tipo que domina a los contrarios”.

El duelo de pitcheo tendrá sabor dominicano, pues Severino se verá las caras contra su compatriota Ervin Santana. Entre los abridores de ese país con el mínimo de entradas para optar al título de efectividad, Severino (2.98 de EFE) y Santana (3.28) tienen las dos mejores efectividades y los dos mejores WAR, lo que convierte a este en un dueño entre dos de los mejores abridores de esa cuna del béisbol. “Será divertido”, dijo Santana. “Yo sé que los fanáticos en Dominicana van a estar divididos, y con suerte ambos lanzaremos bien”.

Los lanzadores nacieron en costas opuestas de la isla, y Severino dijo que él y Santana se conocieron por primera vez en el Juego de Estrellas de este año en Miami.

“No lo conozco mucho, sólo hablé con él en el Juego de Estrellas, pero sí puedo decir que es buena persona”, dijo Severino. “Es un gran lanzador y estoy esperando enfrentarlo. Le deseo buena suerte”.

No demasiada, claro. A los Yankees les gustaría mantener la buena fortuna de su lado ahora que se preparan para disputar el juego que definirá su temporada, esperanzados de que el poderoso brazo de Severino los lleva hasta Cleveland para retar a los Indios en la Serie Divisional.
“Me gustan nuestras posibilidades”, dijo Brett Gardner. “Me gusta el equipo que tenemos. Me gusta el hecho de tener a Luis Severino lanzando. Ha sido muy bueno para nosotros este año, uno de los dos o tres mejores derechos del béisbol esta temporada. Nos encanta jugar cuando está lanzando”.

Severino ganó nueve de sus últimas 13 aperturas para cerrar el año con 14-6 y aparecer tercero en la Liga Americana en efectividad, cuarto en ponches con 230 y noveno en innings lanzados con 193.1. La efectividad de Severino es la más baja para un abridor de los Yankees desde David Cone (2.82) y Andy Pettitte (2.88) en 1997.

“Ha estado fenomenal todo el año”, dijo el relevista de los Yankees, Dellin Betances. “Es un tipo calmado, que se tiene confianza. Y sé, por lo que he hablado con él este año, que siempre está listo para los juegos grandes. Sé que quería esta oportunidad. Ha trabajado duro para eso”.
Con algo de ayuda del Salón de la Fama y también dominicano Pedro Martínez, Severino recobró la confianza en su cambio, complementando así a su recta de casi 100 millas por hora y su slider mordiente.

“Pedro me dijo que si cambiaba mi mecánica un poquito iba a ser más consistente en la zona de strike”, dijo Severino. “Eso fue lo que hice. Y me funcionó y me ha ayudado mucho”.

Comentarios